cómo los javis han revolucionado el musical en españa

Cuando la necesidad aprieta en un país en el que los actores sufren una altísima tasa de desmpleo y muchos se las ven y se las desean para llegar a reunir 600 euros a final de mes, surgen ideas tan maravillosas como La Llamada.

Hablamos de la obra de teatro musical que el 29 de septiembre toma los cines dirigida por sus creadores Javier Ambrossi y Javier Calvo y protagonizada por las actrices que en su día se subieron a las tablas del teatro Lara para darle vida: Macarena García, Belén Cuesta, Anna Castillo y Gracia Olayo.

Ellas fueron las protagonistas originales, pero el elenco ha ido cambiando con el paso de los años debido al masivo éxito de una representación que tuvo lugar primero en el hall del teatro y después pasó a una de sus salas.

El guión, leído sobre un papel, puede sonar a marcianada. La Llamada cuenta nada menos que la historia de una fan del electro latino que recibe la llamada de Dios, quien se le aparece cantando canciones de Whitney Houston mientras pasa unos días en el Campamento La Brújula, en Segovia.

La obra de teatro llegó a representarse en México y fue entonces cuando empezó a especularse con la posibilidad de una película que narrara esta aventura en la que dos monjas y dos de las niñas son testigos de la llegada del altísimo (como les gusta decir a ellas).

Según cuentan los propios Javis (Javier Ambrossi y Javier Calvo), Enrique López Lavigne lloró auténticos lagrimones en una de las representaciones, se acercó a su camerino y les prometió la película que ahora se estrena.

López Lavigne es el mandamás de Apache Films y una de las personas que más películas ha llevado a buen puerto en los últimos años, desde las de J.A. Bayona a las de Juan Carlos Fresnadillo, por lo que el acuerdo no parecía moco de pavo. El duro trabajo daba sus frutos y ahora, por fin, llega a las pantallas.

Más allá del name dropping, más allá de que Los Javis se hayan convertido en figuras rutilantes de Internet y más allá de que’ youtubers’ como Soy una pringada hagan su aparición estelar en La Llamada, lo cierto es que estos dos muchachos que poco pasan de los 25 años han conseguido revolucionar y quitar el polvo a una escena que en Madrid y en nuestro cine estaba un poco anquilosada: la de los musicales. También han conseguido llevar al cine una historia que emociona y hace reír a partes iguales. Hablamos con ellos para descubrir el porqué.

Imagen cortesía de DYP Comunicación

Los comienzos
Javier Ambrossi: El viaje de La Llamada empieza en nuestro salón, [en] una casa a la que nos fuimos a vivir juntos muy pequeñita. Empezamos a salir y a los tres meses nos fuimos a vivir juntos, y necesitábamos darle una vuelta a nuestra vida porque nosotros somos actores y no encontrábamos ningún camino. Yo estaba trabajando en un bar con Belén Cuesta y había que plantearse el futuro, hacía dónde podíamos ir porque parecía que estábamos dándonos todo el rato contra un muro. Escribimos un microteatro sobre el incendio de la Torre Windsor, escribimos otro a seis manos con Brays Efe y dijimos: “Venga, vamos a hacerlo a lo grande, vamos a probar”. Macarena (García) acababa de ganar el Goya y quería hacer algo con nosotros, así que hablamos con el teatro Lara y, a raíz de que estaba ella, se enrollaron y nos dejaron dos días el hall. Cero inversión; compramos dos camas por eBay; pusimos a cuatro amigos músicos a tocar; se sumo Llum Barrera, Andrea Ros, Belén… Y después de esos dos días, pasó al teatro y de ahí a la vorágine del fenómeno.

El musical
Javier Calvo: Nos gustan mucho los musicales, nos gustan mucho las obras de teatro y justo había visto algunas obras de teatro en Londres en las que cantan, pero no son musicales al uso sino que son obras modernas. Contemporáneas en la que los actores cantan de una manera más irónica, más natural y más divertida, y queríamos hacer un musical que fuera de alguna manera algo más moderno. También fue porque pusimos a Dios en lo alto de una escalera y dijimos: “Bueno, qué pasa ahora. Pues que cante una canción, algo celestial.

Imagen cortesía de DYP Comunicación

La música
J.A: Somos la generación que más música escucha. Yo siempre voy con los cascos y con el Spotify encendido. Creo que es mucho más habitual, a día de hoy, escuchar música que ponerse a leer un libro de Shakespeare.

J.C: Yo siempre utilizo una canción cuando estoy rodando que me consiga llegar al tono que requiere esa escena. La música nos inspira mucho a la hora de crear.

J.A: Nos encanta cantar y cantamos mucho en nuestra casa.

La religión
J.A: En La Llamada hemos utilizado los temas que nos rondaban. Yo estudié en un colegio del Opus Dei, y gente a la que quiero mucho de mi familia o amigos inteligentes y con carreras te dicen que tienen una relación con Dios, y que cree o que lo ha visto o que habla porque lo siente. Aunque yo no tenga ni idea de cómo es eso, siempre me ha intrigado el hecho de que la gente pueda creer tanto que pueda hasta cambiar su vida radicalmente. Luego, Javi (Calvo) tiene toda esta imaginería más pop de alguien que tiene una educación completamente contraria.

Imagen cortesía de DYP Comunicación

La polémica
J.C: ¿Es blasfema La Llamada? Es clara y contundente con el discurso de integración y aceptación, pero no es insultante; es cariñosa y le gusta mucho a la gente católica también, sorprendentemente.

J.A: La gente tiene que entender que no queremos hacer ningún discurso sobre la religión; es tan solo un marco pop para contar la historia de gente en un momento de cambio. No pretende ser un discurso teológico.

J.C: A nadie nunca le pareció blasfema Sister Act.

La escena del musical en Madrid
J.A: Le hemos intentado dar una nueva imagen al musical en Madrid.

J.C: Ojo, no estamos en la Gran Vía. Somos los únicos que estamos en una especie de Off-Broadway a la española. Hace falta que haya propuestas más modernas y menos acartonadas, menos franquicias y más musicales originales que hablen de nosotros, de nuestra cultura y de nuestro humor.

Imagen cortesía de DYP Comunicación

El riesgo
J.C: En el cine se apuesta más por proyectos novedosos. Estamos en un momento de cambio.

J.A: Hay propuestas súper nuevas como Selfie o Verónica, que no puede ser más española con todo ese rollo de Vallecas.

J.C: Todos estos cambios son gracias a la irrupción de Internet, que le ha dado voz a la gente. Netflix y otras plataformas de streaming han conseguido que puedas llevar a cabos proyectos sin estar pendiente de lo que pueda querer meter una cadena que ha financiado esa película o esa serie.

Sus referentes
J.A y J.C: Hedwig and the angry inch, La vida de Adèle para ver cómo rodar a chicas en un momento de cambio efervescente, Entre Tinieblas, Sister Act, todo el mundo de Almodóvar, el cine inolvidable del Hollywood de los 90 como Flubber o Sra. Doubtfire, Liberad a Willy, Amigas para siempre, ‘feelgood movies’ como Pequeña Miss Sunshine, Juno y mucho cine religioso como Sacrificio y Juana de Arco. Mucho musical underground, muchos personajes femeninos de la televisión como las chicas de Sexo en Nueva York o Anatomía de Grey, pero también los chistes de una sola frase que encuentras en Youtube. Esas han sido nuestras referencias a la hora de llevar La Llamada al cine.


Fuente: ID

One Tecno

Tech

Un rayo láser de rayos X y nanomedicinas, el futuro es de lo pequeño

2 septiembre, 2017

En 1959, el físico Richard Feynman habló de la posibilidad de usar máquinas de precisión para manipular átomos y moléculas. Hoy día, la nanotecnología se ha convertido en una de las muchas industrias que prometen revolucionar el futuro. Posee una gran cantidad de aplicaciones: desde la elaboración de tecnología a niveles atómicos o sus usos en medicina, hasta la invención o el descubrimiento de nuevos materiales, como, por ejemplo, el grafeno, cuyo hallazgo logró que los científicos rusos Andre Geim y Konstantin Novoselov ganasen el premio Nobel de Física de 2010. A su vez, España se ha acercado a esta materia en los últimos años: actualmente, la nación cuenta con cerca de 370 grupos de investigación sobre nanotecnología, y es el decimoprimer país que más artículos sobre nanotecnología escribe a nivel mundial.Seguir leyendo. […]

Tech

La robótica nos permitirá manejar nuestro entorno con cuatro brazos a la vez

30 junio, 2017

En el Laboratorio Inami Hiyama de la Universidad de Tokio (Japón), junto con el grupo Embodied Media de la Universidad de Keio tuvieron la idea de presentar una propuesta muy curiosa dentro del campo de la robótica: unos "brazos extra" que proporcionan a cualquier persona un curioso aspecto, sobre todo por sus genuinos movimientos, que están controlados mediante los pies.Seguir leyendo. […]

ONE News